MALVINAS

El Ministerio de Defensa de Argentina desaconseja la instalación de radar de LeoLabs en Tierra del Fuego por preocupaciones de seguridad nacional

07.08.2023

Sobre la autorización de la instalación del radar, se reiteró que esa iniciativa “se dispuso sin que se haya consultado de manera previa al Ministerio de Defensa, ni a la Cancillería Argentina”, y se alertó que “no existe ningún convenio firmado por nuestro país que le otorgue un marco al alcance de su uso”.

El Ministerio de Defensa de Argentina desaconseja la instalación de radar de LeoLabs en Tierra del Fuego por preocupaciones de seguridad nacional

En un reciente informe, el Ministerio de Defensa de Argentina ha expresado su inquietud y desaconsejado firmemente la instalación de un radar de la empresa británica LeoLabs en la región de Tierra del Fuego. Según el Ministerio, este radar representa una "vulneración de la seguridad nacional" y ha solicitado la "cancelación y suspensión definitiva" de la iniciativa. Los motivos detrás de esta decisión se centran en la posibilidad de que el radar, aunque presentado como de uso comercial, pueda ofrecer información analizada para fines militares.

  • Alerta temprana y monitoreo espacial: un potencial riesgo para la seguridad

El informe detalla que, a pesar de la declaración de LeoLabs sobre el enfoque comercial de la Estación AGSR, sus características sugieren que podría desempeñar un papel crucial en el sistema de alerta temprana y monitoreo de actividades espaciales de otros países, incluido el Reino Unido. La capacidad de detectar y seguir objetos en órbita baja podría convertirse en una valiosa materia prima para la información que la empresa comercializa, lo que representa un riesgo potencial para la seguridad nacional de Argentina y sus intereses espaciales.

  •  Implicaciones de inteligencia y acceso privilegiado a datos espaciales

El análisis del Ministerio también destaca la ubicación geográfica estratégica de la Estación AGSR en Tierra del Fuego. Esto otorga a LeoLabs un acceso privilegiado a datos espaciales a nivel global, que, además de ser utilizados para fines comerciales, podrían tener implicaciones de inteligencia y ser compartidos con sistemas de inteligencia de otros países, incluidos los Estados Unidos y el Reino Unido. Esta situación plantea preocupaciones sobre la protección de la información sensible y la soberanía nacional respecto al uso y diseminación de los datos recopilados.

 

El Ministerio de Defensa enfatiza que la autorización para la instalación del radar se llevó a cabo sin consultar previamente con las autoridades argentinas pertinentes, lo que ha generado inquietudes sobre la falta de un marco regulatorio que defina claramente el alcance de su uso. Además, el diseño del radar plantea desafíos significativos en términos de auditoría y control, ya que expertos advierten que es difícil asegurar que no esté procesando señales recibidas por fuera de las transmitidas por el propio radar. Por lo tanto, el seguimiento de la información transmitida fuera del territorio nacional se vuelve prácticamente imposible, lo que agrava aún más las preocupaciones sobre la seguridad y privacidad de la nación. Ante esta situación, el Ministerio de Defensa insta a tomar medidas inmediatas para proteger los intereses del país y garantizar la salvaguardia de la seguridad nacional en el ámbito espacial.

Fuente: CONSENSO PATAGONICO

comentarios
0

IMPORTANTE: Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellas pueden ser pasibles de las sanciones legales que correspondan. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algun comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar.

campos obligatorios

LO MAS RECIENTE
Fuga de divisas y desindustrialización

27.04.2024

La visión fiscalista explica la fuga de capitales en la pérdida de confianza en la moneda local y la justifica, dice el trabajo. En oposición, explica que la fuga es resultado del modelo de valorización financiera que relega la inversión interna y el desarrollo industrial